"Un escritor nunca olvida la primera vez que acepta unas monedas o un elogio a cambio de una historia. Nunca olvida la primera vez que siente el dulce veneno de la vanidad en la sangre y cree que, si consigue que nadie descubra su falta de talento, el sueño de la literatura será capaz de poner techo sobre su cabeza, un plato caliente al final del día y lo que más anhela, su nombre impreso en un miserable pedazo de papel que seguramente vivirá más que él. Un escritor está condenado a recordar ese momento, porque para entonces ya está perdido y su alma tiene precio.”-Carlos Ruíz Zafón, El Juego del Ángel.

domingo, 28 de febrero de 2016

Ruinas mantenidas de una antigua época.

grunge and writing image
En mi última entrada dos personas (aunque una desapareció, si me lees pregunto ¿por qué? igual estoy agradecida) comentaron algo en lo cual me inspiré. Dicen que los blogs están desapareciendo, por lo menos los "literarios", es cierto muchos de mis blogs favoritos han muerto o se encuentran en el limbo de internet, en ese stand by esperando que sus dueños los despierten o que acaben llevándolos al sepulcro perpetuo. Por mi parte mi pequeño "sueño" sigue existiendo pues.... lo necesito. Hay gente que va al psicólogo, hay gente que llora hasta desfallecer o se maldice de sus desgracias, hay gente que publica su vida en redes sociales como instagram con fotos geniales con textos que a veces pueden resultarme... fuera de contexto, pero bueno bonita foto sales genial (lo digo enserio), otras personas lo publican en twiter, otras en Facebook o quizás en el propio estado del Whats app. Yo no tengo la necesidad de que los de mi al rededor sepan toda mi vida, si yo quiero se la diré, porque esa es la que soy. Eso sí, como cualquier mortal cotilleo las redes sociales y me tiro algún que otro rato viéndolas y cotilleando, es tontería engañar diciendo que no lo hago. Aunque debo declararme solemne fan de Tumblr y Wehearit mucho más. Debo reconocer que Youtube es mi nueva adicción y quizás el nuevo portal más comercial, más vistoso y con más público. ¿Blogger? Sí, quizás este medio muerto... por lo menos en lo que a blogs literarios, diarios o yo que se lo que hago... se refiere. Los blogs de reseñas o de portales de recomendaciones están mucho más visitados y son más interesantes quizás, yo misma sigo unos cuantos, hace poco incluso me pase a su bando por descargar mi vena crítica... miento, a quien engaño, solo necesitaba compartir mi inmenso fanatismo. Shippear debería ser deporte. Sin embargo este sitio es mi tesoro, mi pequeño rincón que comparto con aquellos que quieran leerme, ya lo dije una vez, te guste más o te guste menos gracias por leer, gracias por escuchar, gracias por dejar que mi mente jodida pueda serlo un poco menos y con suerte al escuchar las palabras de una desconocida como yo sientas que tu lo estas menos. Este sitio existe porque bueno... porque la niña perdida sigue estando perdida, quizás siempre lo este, no hay nada de malo. Sin embargo sin vosotros estaría jodida, mucho más. Así que seas quien seas, bienvenido al rincón perdido de Nunca Jamás, quizás en un tiempo acabe desapareciendo como múltiples sitios mucho más visitados y mucho más populares, pero por ahora... yo sigo necesitando este lugar tanto como una seria terapia.

domingo, 21 de febrero de 2016

Quizás tú también hayas estado allí.

Nací en un sitio donde el miedo podría ser considerado patrimonio nacional. Crecías consciente del terror y la maldad, crecías siendo precavido.Crecí en un sitio que como en todas partes el poder dominaba lo demás.
Crecí en un sitio tan bello y hermoso que lo anterior casi parecía dar igual, donde el dolor podría ser sustituido por gente chillona, comida deliciosa, bailes divertidos y colores que escapaban la comprensión de tu mente.
Huí del sitio al que llamaba hogar... me equivoque, hay veces que no importa cuan bello y grandioso sea un sitio, no importa lo maravilloso que sea o pueda llegar a ser... hay gente determinada a destruirlo. Hay gente malvada que se apodera de aquello que no le pertenece y convierte en algo "suyo". Convierten el miedo en más miedo, en pánico, en terror... en dolor. Lo que esa gente no entiende es que también se equivocan... no es suyo, se les acaba escapando de las mano y pierden el control.
Quizás sepas de lo que estoy hablando, quizás conozcas este sitio o uno igual... espero que sí y a la vez espero que no.
butterfly, soldier, and war image

martes, 16 de febrero de 2016

Un hombre al que conocí...

love, couple, and kiss image
Conocí a un hombre de palabras refinadas y barba bien cuidada. Me llamaba su princesa entre las sábanas mientras me pedía gemir su nombre. Tenía las manos ásperas por la guitarra, tenía la voz seductora de un cantante de blues, y tenía el ego más grande que alguna vez conocí. Me hablaba con palabras complicadas intentando hipnotizarme, como si mi cerebro "menos avanzado" fuera incapaz de comprender el significado de la opulescencia, como si ni siquiera pudiera entender las letras que la formaban. Citaba nombres de gente importante mirándome como si no supiera quienes eran, sonriendo de forma autosuficiente cuando no lo sabía o como si debiera premiarme por saberlo: "Buena chica Lassie".
Podría culpar al vino, a la música o a la sociedad por hacer que me gustaran los hombres con aspecto descarriado, pero la culpa no la tiene nadie. No hay culpa, solo cierto rencor... por lo que querido amigo narcisista, utilizaré palabras complicadas para que tu querido ego me comprenda: he leído a Blake, he llorado con Whitman, me he deleitado con Morrison y fascinado con las pinceladas de Van Gogh, quizás Marx sea un genio pero a mi suele producirme el hastío de Machado. Escuche tus palabras con la calma de un santo y me obnubile con ellas como la tonta niña que creías poseer (en un sentido totalmente bíblico) pero no te equivoques, mi "menos avanzado" cerebro analizaba tus palabras como un gran ordenador, las almacenaba y computaba para después comprender; el problema es que me hacías gemir muy bien. Las endorfinas nublaron mi juicio y me atontaron las neuronas. Pero no te preocupes, aún así sabía que eras un pretencioso subido de tono. Estas pueden ser consideradas mis palabras de venganza, quizás alguien las lea creyéndome una mujer despechada, no os equivoquéis, sé que ahora mismo el rencor recorre mis venas y la amargura las manos que teclean. Sin embargo este es mi mejor orgasmo, así que,  a ese hombre al que una vez conocí le doy las gracias por última vez con una sonrisa autosuficiente.
PD: normalmente lo que escribo esta sacado de una peli, un libro, una foto que me inspira... otras de mi jodida vida personal o incluso un desconocido en la calle. Esta es un poco más cercana que un desconocido, así que si algún día la lee, va dedicada a uno de los "amores" de mi vida.
Por cierto tengo nuevo Tumblr de motivada internacional. Gracias a todos.
Un beso enorme, la niña perdida.

domingo, 14 de febrero de 2016

No poder parar. No querer parar.

¿Qué haces cuando "amas" lo que no debes amar? ¿Qué haces.... cuando no sabes amar? ¿Qué haces entonces? ¿Qué haces cuando estas tan perdida que el miedo te paraliza? ¿Qué haces cuando sabes que no puedes moverte? ¿Qué haces cuando sabes que no lo harás, que no quieres? ¿Qué haces cuando temes por tus sueños? ¿Qué haces entonces? ¿Qué haces si crees que algo te destruirá, si lo sabes, si no lo quieres pero sigues? ¿Qué haces? ¿Por qué sigues? ¿Por qué sigo? ¿Por qué aunque no debes, aunque no sabes, aunque no puedes, aunque no quieres, aunque temes, aunque te destruye... sigues, sigo? Sí lo sé.... entonces ¿por qué no puedo parar?
PD: ¡¡Feliz San Valentín a todos!! Espero que tengáis un torrido romance con quien compartir este "importante día". No soy una creyente de él, tampoco practicante pero bueno... siempre hay una buena escusa para besos de libro y un buen ramo de flores (aunue yo prefiero el chocolate).
Un beso enorme, la niña perdida.

jueves, 11 de febrero de 2016

Dean Vincent


Mi nombre es Dean Vincent, hoy es uno de esos días que no tengo que leerlo en el espejo para asegurarme de ello, hoy es un buen día. Hoy sé quien soy. Hoy sé que hay días que no puedo saberlo, que no logró recordarlo. Cada vez tengo menos días buenos.  Por ello te escribo esto amor...
Hace casi cincuenta y seis años que nos casamos, por aquel entonces eras una chiquilla de casi diecisiete años a la que deje preñada y su padre casi me mata con la escopeta. Solo era un chico de veinte años aterrorizado, sin mucho que ofrecer y que no entendía porque una chica como tú estaría con un desgraciado como yo.
El día de nuestra boda llevabas el vestido de boda de tu abuela, al verte me dije "No la dejes escapar, no la puedes dejar ir". La semana de antes de la boda llorabas y llorabas diciendo que estabas gorda, qué era mi culpa, que la gente pensaba que solo nos casábamos porque estabas embarazada y yo acojonado por tu padre, decías que un día me despertaría y no estaría, que me daría cuenta de lo tonto que había sido de casarme contigo ¿Recuerdas lo que hice yo? Me reí a carcajadas, me pegaste, me reí más y lloraste ofuscada mientras me pegabas con aún más fuerza. Culpa de las hormonas dijiste después. Te bese y abrace y ahí mismo, contigo roja como un tomate hinchada y tan guapa como siempre a pesar del maquillaje corrido, el pelo desastroso y los mocos colgando te seque, te bese y te jure amarte:
"Amor pasen días, meses, años o la vida entera despertare cada día de mi vida sabiendo lo afortunado que fui por encontrarte, joder, claro que me caso contigo porque estas embarazada, tu padre no me dejaría de otra forma. Dios bendiga a ese bebé. Les, no sé si tu querrás despertar con un más gordo, más viejo, más cascarrabias y más sabio yo. Quizás calvo. Pero yo sé que yo quiero vivir contigo para siempre. La gente se pasa la vida buscando este algo, yo agradezco haberlo encontrado." 
love, couple, and kiss imageMe diste tres hijos y una hija preciosa, me regalaste tu vida y amor, tus gritos, tus lágrimas y cada momento horrible, feliz, malo o bueno. Los tengo todos. Esta mañana entraste en la habitación y cuando dije "Les, eres más bonita cada día" te pusiste a llorar como hacía mucho no recordaba ¿Hace cuanto que no te lo decía amor? ¿Cuantas veces has llorado y no lo he recordado? Perdóname. Perdónale a él que no recuerda. No soy el hombre del que te enamoraste, no soy el hombre que juro estar contigo cada día, no soy el hombre que prometí ser. Sin embargo tú sigues aquí cada mañana. Leslie quizás mañana no te recuerde, quizás no pueda volver a hacerlo jamás de la misma forma que lo hago hoy, quizás no reconozca en ti a la niña de dieciséis años que me decía "te quiero" ni a la mujer de setenta y dos que me trae el desayuno, me limpia la baba e intenta que siga siendo yo cada día, pero una cosa puedo asegurarte este hombre lo hace, ese pobre diablo que soy otros días también solo... solo que le cuesta a veces, cuando sea demasiado duro, sigue siendo aquella niña que lloraba y se aferraba a mi camisa pero después era la mujer más fuerte del mundo.
Cuando esto empezó dijiste "tu podrás olvidar, yo no" eran palabras, solo eso, como el decir "tenemos que comprar pan" pero esta fue una promesa. Esta es mi promesa ahora, aunque no recuerde nada, aunque no sepa ni como me llamo, ni como gesticular las palabras o como mear, aunque no recuerde el nombre de nuestros hijos, aunque no sepa como escribir... porque créeme que es jodidamente difícil, aunque no recuerde quererte o quien eres, lo haré. Leslie te prometo que aunque me olvide de todo... seguiré amandote. Por ello, si un día es demasiado, si un día no puedes más, si un día hay demasiados recuerdos que duelen tanto como para pasar página, como para querer huir, te perdonaré.
Te ame. Te amo. Te amaré.
Siempre tuyo e intentando ser siempre él, Dean Vincent.

Contacto

eldeseodenuncajamás@hotmail.com